Fin de año

“La vida es todo aquello que te va sucediendo mientras tú te empeñas en hacer otros planes”

JOHN LENNON

Era 31 de diciembre del 2011. Se llamaron, se vieron, desayunaron juntos… Tenían ojeras de la noche anterior, pero no importaba porque siempre se veían el 31 de diciembre. Año tras año. Era un día mágico. Quizás era un día cualquiera, pero ellos habían decidido que era mágico.

Se contaron todo lo que había pasado durante el año. Los retos y las pruebas que habían superado en enero cuando todo apuntaba mal y ellos dos decidieron sonreír. La cuesta de febrero que les enseñó a no rendirse. Los meses de primavera, los viajes, el teatro, la música, el verano, el sol que tardó en llegar, nuevas dificultades, nuevos retos, las risas compartidas, el invierno, las fotos, la Navidad… Se contaron los mejores momentos, los buenos y los malos de los que aprendieron. Se pasó el tiempo muy rápido, pero siguieron sonriendo. Lo importante del año no era lo que había pasado, sino cómo lo habían sentido, su actitud, su sonrisa… y renovaron su compromiso de verse en diciembre del 2012.

Te prometí que escribiría este encuentro y lo prometido es deuda. No es un artículo de formación, pero sí de personas y la formación no sería nada sin entender a las personas. Nos despedimos y me me hiciste una pregunta: “Además de sonreír, ¿qué esperas encontrar el año que viene?” Te respondí que seguir sonriendo y tú me dijiste algo más: “No te limites. Es absurdo que creas tanto en los demás y creas tan poco en ti”. Así que ya tengo plan para el 2012, “creer en mí”.

Te diré cómo lo voy a hacer. Haré una lista que se llame “Haciendo cosas que me encantan” y escribiré cinco acciones. Haré una segunda lista que se llame “Haciendo cosas en que soy realmente bueno” y escribiré otras cinco. Haré una tercera lista que se llame “Haciendo cosas, se pasa el tiempo volando” y escribiré otras cinco, aquellos momentos en los que se disfruta realmente del tiempo. Haré una cuarta lista que se llame “Haciendo cosas que me dan energía” y me hacen sentir bien. Y una vez complete las cuatro listas, escribiré lo que dirían los periódicos del año 2100 sobre mí. Y cuando lo sepa, podré escribir cuál es el sentido de mi vida, aunque para mí, la vida siga siendo disfrutar de todo aquello que me va sucediendo mientras me empeño en hacer mis propia vida… ¡Feliz 2012 y a disfrutar de todo lo que suceda!

PD. Muchas gracias a todos y todas los que leéis este blog de miradas sobre la formación. Hace un año, no me atrevía a publicar lo que escribía, pero gracias a vuestro apoyo, este año he superado un gran límite y sólo puede decir, que me gusta escribir. Sinceramente, gracias y que el 2012 os mire desde el lado positivo 🙂

Anuncios