Volviendo a leer a Steve Jobs

“Ser el hombre más rico en el cementerio no me importa… Ir a la cama por la noche diciendo que hemos hecho algo maravilloso… ESO es lo que me importa”.

STEVE JOBS

De vez en cuando me gusta leer a los clásicos y entre ellos a Steve Jobs. Otras veces veo Casablanca o El Padrino porque cada uno tiene derecho a decidir sus propios clásicos. El caso es que me he puesto a pensar en algunas preguntas de Steve Jobs.

¿Hago lo que me apasiona? Creo que sí. Sin pasión no hay genio. Con pasión hay energía, creación, fuerza. ¿Por qué? Porque sin pasión es fácil caer en las tentaciones de dejarlo todo, en no seguir adelante, en no resisitir. A quien no le apasiona lo que hace, mejor que busque otra actividad. ¿A qué me dedico? A crear modelos de formación ¿Me apasiona? Sí, me apasiona ¿Qué más hago? Lidero una empresa y un equipo ¿Me apasiona? Sí ¿Y qué opina mi equipo?… Creo que se nota mi pasión… ¿Y la de ellos?… He aquí una clave para el liderazgo. Apasionarse por lo que uno hace y reunir personas apasionadas… Si el equipo siente pasión por lo que hace, no hay lugar a la tentación de venirse abajo… ¿Y en formación? Es lo mismo. Hay que ser un apasionado de la materia que uno explica y hay que conseguir reunir a gente apasionada.

¿Estoy cambiando el mundo? Claro que lo estoy cambiando. El mundo cambia con cada decisión que tomamos y he decidido ser consciente de mis decisiones y no dejarme llevar. Hay que pensar en grande, superar límites y saber que no existe un bosque sin cada uno de sus árboles. ¿Qué quiero conseguir? Cambiar el significado de la formación. Que no dependa de sistemas ilustrados, sino que cada uno sea responsable de darse forma a sí mismo y tenga opciones para ello. Esa es mi visión.

Visión y pasión son dos ideas centrales en el pensamiento de Steve Jobs… Me gusta… Me gusta volver a los clásicos de vez en cuando.

Anuncios